Logo de Margen   Periódico de Trabajo Social y Ciencias Sociales
Edición electrónica

UN REPASO AL PANORAMA VIRTUAL A FAVOR DE LA PAZ

Desde internet contra la guerra

Por Pascual Serrano
pascualserrrano.net

Mucho se ha hablado, y escrito, sobre el papel de internet en las movilizaciones antiglobalización, su poder y sus limitaciones. Ahora, en el movimiento mundial contra el guerra, vuelve a jugar un papel fundamental internet y las redes de colectivos que lo utilizan para la información y la movilización.

Encuestas, campañas de envíos de firmas, sofisticados ficheros ejecutables http://www.marcianos.net/unclefucker.php , foros de debate y, por supuesto, toda la información y análisis de la crisis desde una perspectiva alternativa, libre de los condicionantes e intereses. Se trata de un movimiento ciudadano libre del control mediático que ya definitivamente ha renunciado a "informarse" por los medios de comunicación convencionales, convencidos de sus intereses y que apuesta por formarse una opinión y movilizarse mediante el uso de la red.

Para hacernos una idea cuantitativa del movimiento por internet, según señala Jenaro Villamil en La Jornada de México, la Casa Blanca y el Senado estadounidense recibieron 250.000 correos electrónicos en un solo día. Fue el 26 de febrero en la primera gran "marcha virtual" contra el gobierno de George Bush organizada por www.moveon.org y por www.winwithoutwar.com , ambas en inglés. La primera de ellas tiene ahora una campaña de envío de mensajes a los miembros del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

Entra las acciones más sugerentes y originales está la creación de una webcam en Iraq www.webcaminiraq.com . Se trata de instalar una cámara web en una de las calles más concurridas de Bagdad. La webcam debe grabar sin pausa, las 24 horas del día, lo que sucede en esa calle. Nadie moverá la cámara de lugar. Debe ser un testigo objetivo y silencioso, y mostrar a los iraquíes en su vida cotidiana, de modo que no se podrán organizar actos especiales de ningún tipo. La fuerza de este proyecto radica en que nadie se interponga entre los habitantes de Iraq y los del resto del mundo, ni administraciones ni medios de comunicación. Las imágenes filmadas por la webcam podrán verse en una página web durante las 24 horas del día y en las fachadas de algunos de los edificios más importantes del mundo gracias a un proyector que reproducirá la página web como si se tratase de un cine al aire libre. Para hacernos una idea, la imagen será muy similar a la ofrecida en la película "Cinema Paradiso" cuando el proyector enfoca las paredes de la plaza. La proyección sobre espacios urbanos será coordinada por todos aquellos grupos de artistas y organizaciones no gubernamentales que en cualquier parte del mundo deseen adherirse a esta acción pacifista. Proyectar una página web en una pantalla es muy sencillo. El objetivo es que las proyecciones se multipliquen al máximo y logren el impacto deseado al ser simultáneas y vistas por todo tipo de gentes. Por ello, la idea es que las proyecciones no se interrumpan hasta que desaparezca la amenaza contra el pueblo iraquí.

Con este proyecto se pretende que no vuelve a suceder lo que ocurrió en la pasada guerra del Golfo donde el conflicto fue mostrado a la opinión pública de todo el mundo como una guerra espectáculo que llenó las pantallas de los televisores de luces de colores como si se tratase de fuegos artificiales, de batallas de videojuego. Los muertos nunca aparecían en los telediarios. Con el proyecto webcam en Iraq el sufrimiento y el drama del pueblo iraquí será llevado a nuestras ciudades a nuestras conciencias. Por una vez, la cámara, el Gran Hermano, servirá para controlar que nadie bombardea a esas gentes, porque al fin tendrán cara y ojos. Cuando les conozcan nadie podrá llamarles "daños colaterales", sino sencillamente seres humanos amenazados por una maquinaria de guerra que no atiende a razones.

Los artistas también han recurrido a internet para su movilización contra la guerra. Villamil nos recuerda en el diario La Jornada que en internet se pusieron las conferencias de cantantes contra la guerra como Lou Reed o David Byrne o la presentación simultánea y global de la obra de teatro Lisístrata, en la cual participaron cientos de actores de 390 ciudades de 36 países distintos. Un proyecto promocionado en sitios como www.unitedforpeace.org y concebido originalmente por los actores neoyorquinos Kathryn Blume y Sharron Bower, quienes planearon esta celebración global como una experiencia de enseñanza antibélica. La comedia de Aristófanes es promovida como una de las grandes obras clásicas antiguerra de la cultura occidental. En el sitio www.pecosdesign.com y el www.lysistrataproject.com , ambas en inglés, se encuentra más información sobre las redes de los ciberartistas contra una acción armada en Irak. En España es de destacar la iniciativa de la Plataforma Cultura contra la Guerra con su campaña de recogida de firmas "Millones de voces con nuestra firma decimos ¡¡ No a la guerra !!" http://www.culturacontralaguerra.org/ . Se trata de una campaña de recogida de firmas no por internet sino en papel, sin embargo internet ha sido fundamental para distribuir por email o poner a disposición de los internautas los impresos en formato pdf. También es de destacar la iniciativa puesta en marcha por algunos colabores de El País, encabezada por Forges, que se puede encontrar en http://www.manueltalens.com/ultima_hora/26porlapaz.htm

Pero probablemente la campaña de firmas para internet que ha tenido más apoyos en nuestro país es la convocada por las cuatro principales ONG´s: Amnistía Internacional, Greenpeace, Intermon Oxfam y Médicos sin Fronteras desde http://www.antelaguerraactua.org/ . En el momento de elaborar este reportaje habían firmado 168.853 personas.

Organizaciones políticas como Izquierda Unida también se ha servido de internet para campañas de recogida de firmas, en esta ocasión para pedir al presidente José María Aznar un referéndum sobre la implicación de España en la guerra. Esta campaña fue recogida por Rebelión www.rebelion.org/protesta.php/ , quien en una semana superó las cuatro mil firmas al presidente.

La red también ha proporcionado encuestas reveladoras. Por ejemplo de la revista Time, donde a la pregunta de ¿qué país presenta realmente la mayor amenaza para la paz mundial en 2003? http://www.time.com/time/europe/gdml/peace2003.html , entre la opción EEUU, Corea del Norte o Iraq, el 85 % de los lectores señalaba que EEUU (ver http://www.rebelion.org/imperio/pascual140203.htm ). También es de destacar otra encuesta de la presidencia de la Unión Europea, ya retirada, en la que mediante un cuestionario de once preguntas al que respondieron casi 50.000 europeos se revela, entre otras muchas cosas, que un 50 % de los encuestados se inclinan por valorar como muy desfavorable el papel de Estados Unidos, frente a un 23'4 % que considera lo mismo a Iraq. Esa misma encuesta señala que el 82´6 % considera que su "país debería utilizar los medios diplomáticos en lugar de la fuerza militar".

En cuanto a proporcionar información, la mayoría de los medios de comunicación alternativos han puesto en marcha especiales sobre la guerra. Es el caso del periódico Rebelión http://www.rebelion.org/imperio/ , el servidor Nodo 50 http://www.nodo50.org/paremoslaguerra/ o ATTAC Madrid Campaña Paremos la guerra contra Iraq http://www.attacmadrid.org/indicedin/indicedin.php?p=53 . En Latinoamérica destaca el especial de la agencia Alai. América Latina en Movimiento en http://www.alainet.org/paz.phtml

Otros medios han jugado un papel fundamental debido a su especialización previa en el tema. Es el caso del Comité de Solidaridad con la Causa Arabe http://www.nodo50.org/csca/ .

Existen webs cuya mecánica es editar los artículos y textos que envían sus lectores. Es el caso de Sodepaz http://www.sodepaz.org/ o El Inconformista Digital www.elinconformistadigital.org

Gracias a estas páginas internet ya ha consagrado a intelectuales a nivel internacional que estaban siendo marginados en sus países de origen, sobretodo en Estados Unidos, como James Petras o Noam Chomsky. Es espectacular como las traducciones al castellano de muchos de esos intelectuales se ponen a disposición del público en internet antes de que reaccionen los grandes medios de comunicación publicándolos. Es el caso de los dos anteriores pero también de Naomi Klein, Robert Fisk o Edward Said. Es más, algunos manejamos la teoría de que no es que los medios tradicionales sean más lentos para editar sus artículos, es que se ven obligados ante el éxito de esas firmas entre los lectores demostrada en la red.

Sin embargo, no debemos dejarnos llevar por la falsa sensación de una rebelión popular sentados en nuestra mesa de despacho frente a un ordenador. Internet no podrá ser otra cosa que un medio de compartir información, coordinar acciones y, si se quiere, orquestar alguna campaña de protesta virtual. Por mucho que nos pese, siguen siendo las instituciones, la calle, los centros de estudio y trabajo, la huelga y las acciones directas los métodos y la primera línea de batalla en este combate. Tan necio es negar el papel de internet como soñar con una revolución a golpe de teclado.